Alonso Montenegro

Pensamientos de un (no tan) joven pastor

Menu Close

Autor: Alonso (page 1 of 6)

Al diablo con la culpa

  • ¿Por qué rayos nos cuesta tanto aceptar que estamos mal?
  • ¿Por qué esa insana costumbre de aparentar que todo esta bien, cuando no lo está?
  • ¿Por qué simplemente no podemos ser como Job, y hablar abiertamente de nuestro dolor?

Y es que desde pequeños, hemos sido configurados a no mostrarnos como realmente somos; por el simple temor de nos ser aceptados. Se nos dijo, que nos tratarán de la manera como nos vemos; y es por eso que nos esforzamos en presentar una imagen irreal de quienes somos. Pero sabes que, es cansado mantener esa imagen, y se vuelve más doloroso cuando sabes que todo aquello que aparentas, no es real.

Read more

MIS 10 ZORRAS PEQUEÑAS – “CÓMO CASI ARRUINO MI VIDA”

Un estudio del año 1998 a cargo del Instituto Füller, dio a conocer una estadística realmente preocupante, el 90% de los pastores no llegarían a jubilarse, debido a que dejarían el ministerio por diversos factores. Y me entristece saber que yo iba rumbo a ser parte de esa estadística.

Lo que me sucedió era el resultado de muchas decisiones pobres y tontas que fui tomando a lo largo de los últimos años. Hoy en día, creo firmemente que nadie arruina su vida de la noche a la mañana, sino que, esa ruina es producto de muchos pasos destructivos que a primera instancia no vemos como malos, pero al fin y al cabo los tomamos y hasta muchas veces  justificamos. Read more

¿Depresión? – 5 pasos a la libertad

Como alguien que ha luchado con la depresión por muchos años, entiendo perfectamente la difícil batalla por la que muchas personas están atravesando. La depresión no es algo fácil de lidiar, y usualmente la gente que nos rodea no logra comprender esta situación, causándonos más daño que bienestar; pero puedo decirte confiadamente que LA DEPRESIÓN ES SUPERABLE. Déjame contarte un poco de mi historia.

Bueno, para empezar, debo decir que crecí dentro de un ambiente eclesiástico, donde se me enseñó que la depresión era un pecado, y que los verdaderos cristianos no sufrían de depresión, porque “representaba desconfianza hacia Dios”; lo cual empeoró mi situación, ya que trataba de negar una peligrosa realidad; y aunque no tenia problemas externos, por dentro estaba hecho pedazos, “miraba a todos respirar y vivir, pero a mi me costaba y nadie me entendía”.

A lo largo de mi lucha, muchas personas me decían cosas, creo que con la intención de ayudar, pero me hacían mas daño que bien, aquí te comparto las cosas que una persona con depresión odia escuchar (POR FAVOR, NUNCA LAS DIGAS A ALGUIEN CON DEPRESIÓN):

  • ¡Anímate!
  • Ponte bien
  • No pienses mucho en eso
  • Hay personas, con peores problemas que los tuyos
  • ¿Has estado orando/leyendo tu Biblia?

Se que hay personas que cuando se enteran que una amistad o familiar sufre de depresión, pueda pensar que no hay forma de ayudarla, pero déjame decirte que hay formas mas efectivas de ser de bendición a quien lucha con este mal. Entonces, ¿qué es lo que si se puede decir?

  • Estoy aquí, ¿qué puedo hacer?
  • Permíteme darte un abrazo, ¿estaría bien?
  • Aunque no lo entiendo completamente, no me voy a ir a ningún lado
  • Eres amado / Te amo
  • ¿Puedo orar por ti ahora mismo?
  • ¿Podría llamarte mas tarde para ver como andas?

Volviendo a mi historia, no fue, sino hasta varios años después de salir del seminario, mientras servia a Dios a tiempo completo,  que tuve que reconocer que sufría de este terrible mal y reconocí que necesitaba ayuda. Aprendí que muchos hombres de la Biblia atravesaron por esta situación y tuvieron éxito. De ellos aprendí que con la ayuda de Dios, era posible poder superar la depresión.

Ahora te compartiré 5 pasos, que tomé y que recomiendo a toda persona que atraviesa por depresión que los haga. ¡Ahí van!

PASO #1.- RECONOCE Y CONFIESA: Es lo primero que tienes que hacer, ¡llámalo por su nombre! No te avergüences de padecerla, sino de callarla. La Biblia nos dice, que la verdad nos hará libres. Y creo que se aplica a todas sus formas. Veras el gran peso que te quitas de encima.

PASO # 2.- ELIMINA ELEMENTOS NOCIVOS: Aunque no lo creas, hay elementos a nuestro alrededor que han ido alimentando la depresión y ni siquiera te has dado cuenta; elementos como, cierto tipo de música, algunas películas y series, literatura y hasta malas conversaciones. Se que puede parecer exagerado, pero es VERDAD. Así como enfermamos nuestro cuerpo con lo que ingresa a nuestra boca, igualmente enfermamos nuestra mente con lo que ingresa por nuestros ojos y oídos. ¡Arráncalo de raíz!

PASO # 3.- REEMPLAZA LAS MENTIRAS POR LA VERDAD: La depresión tiene un campo de batalla llamado mente. Y usualmente esta lleno de mentiras, las cuales creemos y afectan nuestro estado. Por eso el apóstol Pablo nos enseña que debemos “llevar cautivo todo pensamiento a la obediencia de Cristo”. Mientras más Palabra de Dios ocupe nuestra mente, menos poder tendrán las mentiras que nos destruyen. La Biblia no es libro mágico, es un libro divino; y leerla traerá un nuevo enfoque a tu vida.

PASO # 4.- ESTABLECE HÁBITOS SALUDABLES: Y no solo me refiero a hábitos espirituales (meditar la Biblia, orar, ayunar, adorar, etc.), sino a todo hábito que saludable que traiga crecimiento como por ejemplo: mejorar la forma de alimentarnos al reducir la azúcar, grasas y harinas, y añadir ensaladas y frutas; verás como esto ayuda tu enfoque. Otro hábito es hacer deporte por lo menos 3 a 4 días a la semana. No lo creía hasta que lo intenté. ¡Cambio mi vida!

PASO #5.- BUSCA AYUDAR A OTRAS PERSONAS: ¿!Qué?! Pero es cierto, una vez superada la depresión, una de las motivación que te ayudará a mantenerte bien, será el identificar y ayudar a personas con tu mismo mal. Es algo que no tiene precio. Por algo pasaste por el infierno que viviste. Por fin encontrarás el propósito de tu vida. ¡Atrévete!

DISCLAIMER.- Para acabar, debo aclarar, que no soy doctor, ni estoy en la capacidad de recetar algún medicamento, solamente te puedo compartir mi experiencia y los pasos que tomé, para superar mi depresión. Aunque es una lucha, vale la pena pelearla.

¡NO ESTAS SOLO!

¡HAY ESPERANZA!

¡PUEDES RECIBIR AYUDA!

¡No te equivoques! – ¿Enviado del cielo o nacido del infierno?

No te equivoques, Jesús mismo se vio como Dios. Y nos deja dos opciones. Aceptarlo como Dios o rechazarlo como un megalomaníaco. No hay una tercera opción.

Ah, pero nosotros tratamos de crear una. Suponte que yo hiciera lo mismo. Suponte que tú me encuentras sentado a la vera del camino. Puedo ir al norte o al sur. Tú me preguntas en qué dirección voy. ¿Cuál es mi respuesta?

-Voy al surte.

Pensando que no oíste correctamente, me pides que repita la respuesta.

-Voy al surte. No puedo escoger entre el sur y el norte, por lo tanto voy en ambas direcciones. Me dirijo al surte.

-No puedes hacer eso- contestarías tú-. Tendrás que escoger.

-Está bien –admito-, me dirigiré al norur.

-¡Norur no es una opción! –insistes-. Es norte o sur. Un camino o el otro. A la derecha o a la izquierda. Cuando se trata de este camino, tú debes elegir.

Cuando se trata de Cristo, tienes que hacer lo mismo. Llámalo loco o corónalo como rey. Recházalo como un fraude o declara que es Dios. Aléjate de Él o inclínate ante Él, pero no juegues con Él. No lo llames un gran hombre, No lo enumeres con gente decente. No lo agrupes con Moisés, Elías, Buda, Joseph Smith, Mahoma o Confucio. Él no deja esa alternativa. Él es Dios o impío. Enviado del cielo o nacido del infierno. Toda esperanza o bombo publicitario. Pera nada intermedio.

 

“Mi Salvador y Mi Vecino”

(Max Lucado)

Líderes: 5 consejos para maximizar tu tiempo

Hemos escuchado hasta el cansancio la frase: “EL TIEMPO VALE MÁS QUE EL DINERO”, pero ¿en verdad entendemos que significa eso? Y es que el tiempo perdido es algo que nunca podremos recuperar, cosa que algunas personas no saben valorar, causando efectos catastróficos en el desempeño de sus respectivas vida.

Permíteme compartirte algunos tips que utilizo para sacarle administrar mejor mi tiempo y así sacarle el jugo a cada uno de mis días, lo cual hace que mi producción sea mejor. ¿Te interesa? ¡Espero que si! Algunos de los tips podrán parecer raros, pero me funcionan a la perfección, siéntete libre de tomar los que desees. ¡Ahí van!

  1. Si te piden por una reunión improvisada, mejor hazlo en la oficina de la persona en cuestión, así tendrás la oportunidad de retirarte cuando creas que la conversación ha terminado y no tendrás que esperar que salga de tu oficina.
  2. Si tienes la oportunidad de llevar tu almuerzo a la oficina, ¡hazlo! Ya que el tiempo que empleas en ir y regresar de almorzar pueden ser de 2 a 3 horas, ahora multiplícalo por los días de la semana, es bastante tiempo que podrías usar para avanzar. Almorzar en la oficina siempre es una buena opción.
  3. Limita el tiempo de las citas que ofreces, y al inicio de cada cita menciona el tiempo que tienes disponible; puede parecer extraño, pero te aseguro que esto permite que la reunión sea productiva y enfocada. También puedes apilar tus citas una tras otra para así no tener tiempo muerto  entre cada reunión.
  4. No respondas llamadas o mensajes de texto durante el día, ya que esto interrumpe tu ritmo de producción, lo mejor que puedes hacer, es asignar una hora para eso.
  5. Reducir la frecuencia de reuniones es una excelente idea, porque esto obligará a planear con anticipación y permitir que dispongas de más tiempo para invertir en reuniones más valiosas.

Nuevamente te digo, que algunos de estos hábitos pueden parecer raros y hasta extremos para algunas personas, pero déjame decirte que si tu meta es sacarle el máximo provecho a tu tiempo, entonces sé que te serán de utilidad.

Tanto Bill Gates y tú tienen la misma cantidad de horas al día, la diferencia, es que uno sabe sacarle el jugo y el otro no. La pelota está en tu cancha.

¡Bendiciones!

Sales Home

Eu iisque indoctum eam. Inermis senserit et eam, elitr dignissim ea nec. Ei est eripuit erroribus consectetuer, officiis posidonium reprehendunt ius ex. Quo nibh oportere moderatius eu, his ut quis decore accommodare. Graeci deserunt mel ea. In eum munere sanctus euripidis, per possim copiosae in.

Mandamus constituto his cu, vel malorum voluptatum ne. Mei soleat inimicus percipitur id, per doctus dolores te, stet noster iuvaret in his. Cum te erroribus deseruisse. Qui viris aliquid ea. Ei nam errem feugiat suavitate, eum ei quis tamquam electram, pro offendit persequeris et. Et vis natum oratio timeam, no tollit repudiare eam. Ut sit porro veritus corpora, vel sint tollit et.

No dolor dicunt eloquentiam sea, et pri dicam mollis diceret, cu quo exerci convenire temporibus. Sea sonet dolorum eleifend ei. Duo nibh duis viris ut, eos ea nisl prompta qualisque. Volumus corpora ut quo, dolor referrentur at nam, eu erat inciderint eos.

Living Room Sofa

Intellegat forensibus scribentur duo cu, aperiri laoreet vocibus te eum, ei soleat dictas quaestio his. Id mea eirmod maluisset urbanitas. Elit modus ex qui, nam in fierent gubergren vituperatoribus. His accusam tincidunt id, debet adversarium ne his. Duis laoreet ex ius, in eum error inermis iracundia. Ex alterum periculis dignissim mei, ius discere alterum facilisis id.

Deleniti definitionem te mei, ad prima labitur sit. Urbanitas instructior ne eos. Diam ullum tincidunt no sed. Dicit omnium scripserit cum ex, mucius definitionem his ei. Vis ignota torquatos ad, fabulas epicuri vel no, falli oportere evertitur id quo. Vis an primis sanctus, cu possit accumsan vituperatoribus pro. No nostrud definitiones vel.

Laudem nominati ut mea. Mel tractatos honestatis in. No est prima ubique. Ex nam laudem propriae qualisque, ne eam dicant menandri laboramus. Habeo iusto pro ne, mea consul atomorum efficiantur id, vim magna aeque vivendum no.

King Bed

Eam id solum tollit feugait. Soluta qualisque eum eu, possit scaevola salutandi ex pro. Ius dolor malorum conclusionemque ut, cibo forensibus concludaturque id his. Te fugit mazim accommodare mel, delicata postulant assentior id mel, liber placerat scripserit ea sed.

Mei no adhuc expetenda urbanitas. Populo equidem fabulas per id. At vix ridens dicunt. His minim cetero disputando ei, mea an maiorum adolescens vituperata. At mea nemore recusabo, usu mutat utinam id. At mei vocibus facilis invenire.

Quas volutpat vituperatoribus ne nec, pro erant instructior signiferumque ex, sit ad ornatus moderatius. Ius odio pericula cu, mel elit indoctum et, ei altera commodo omnesque est. Cu qui nemore equidem assentior, ferri velit aliquam nam id. Ex mel quando scripserit, nam in similique adipiscing, inani interpretaris cu cum.

Hotel Room

Deleniti definitionem te mei, ad prima labitur sit. Urbanitas instructior ne eos. Diam ullum tincidunt no sed. Dicit omnium scripserit cum ex, mucius definitionem his ei. Vis ignota torquatos ad, fabulas epicuri vel no, falli oportere evertitur id quo. Vis an primis sanctus, cu possit accumsan vituperatoribus pro. No nostrud definitiones vel.

Laudem nominati ut mea. Mel tractatos honestatis in. No est prima ubique. Ex nam laudem propriae qualisque, ne eam dicant menandri laboramus. Habeo iusto pro ne, mea consul atomorum efficiantur id, vim magna aeque vivendum no.

Pro id expetenda salutatus definitionem. Pri sint albucius molestie in, sed delenit elaboraret reformidans eu. Quem eruditi ut eum, iudico doctus facilisis eos ex. His nibh posse ex. Probo causae saperet te nec.

Luxury Beds

Cu diam fuisset cum, mea ex idque intellegebat, agam option timeam sit in. Eu quidam eruditi vix. Nemore utroque accusata no vis, usu id labore incorrupte. Ius ea debet deleniti accusamus. Usu quem case graeco et, id ceteros oporteat vivendum per. Meis graecis incorrupte ex pro, usu id altera saperet constituam.

In alia iisque cum, tation putant ancillae qui ex. Eam id solum tollit feugait. Soluta qualisque eum eu, possit scaevola salutandi ex pro. Ius dolor malorum conclusionemque ut, cibo forensibus concludaturque id his. Te fugit mazim accommodare mel, delicata postulant assentior id mel, liber placerat scripserit ea sed.

Mei no adhuc expetenda urbanitas. Populo equidem fabulas per id. At vix ridens dicunt. His minim cetero disputando ei, mea an maiorum adolescens vituperata. At mea nemore recusabo, usu mutat utinam id. At mei vocibus facilis invenire.