Pensamientos de un (no tan) joven pastor

Author: Alonso (page 1 of 5)

¿Será para mi?

A menudo me preguntan, “¿cómo saber si él o ella es la persona indicada para mi vida?”. Bueno, una de las tantas cosas que suelo contestar es:
“Si él o ella te acerca más a Dios, e influye a que te conviertas en una persona madura, responsable y respetuosa; pues no lo(a) dejes ir, por que has encontrado un tesoro. Pero si al contrario, esa persona con la que estás enamorando, no está siendo de beneficio para tu relación con Dios, y aún, te lleva cometer actos que van en contra de la Palabra de Dios, y ya no respetas a tus padres ni autoridades, y la gente que te quiere se da cuenta y te lo dice; POR FAVOR, ALÉJATE DE ESA PERSONA”

Read more

LIDERAZGO BARATO

Hace tiempo llamé a un amigo pastor para invitarle a una conferencia de liderazgo que se iba a realizar en otra ciudad; yo me había inscrito y con mucho esfuerzo había comprado ya mis pasajes, pero pensé que debido a la calidad de exponentes que tendría la conferencia, necesitaba pasar las voz a mis amigos para que se animen a participar.

Mi amigo pastor, muy interesado por participar de la conferencia,  me hizo una serie de preguntas tales como: “¿es gratis la conferencia? ¿hay un descuento para pastores? ¿se puede conseguir una subvención para los pasajes? etc. Y bueno, la respuesta a todas sus preguntas era NO… no era gratis, no había descuento y no existiría subvención alguna…

Read more

OTRA OPORTUNIDAD DE HACERLO MEJOR

¿Qué sucedería si tuvieras la oportunidad de empezar de nuevo?

¿De aprender de cada error, de sacar grandes lecciones de tu pasado y comenzar a escribir una nueva historia en una página en blanco?

¿Qué harías diferente?

¿Qué lecciones has aprendido en tu pasado y cómo las aplicarías si pudieras volver a empezar?

¿Qué pasaría si tuvieras otra oportunidad, de hacerlo mejor, de ser mejor?

¿LA APROVECHARÍAS?

Bueno, tienes esa oportunidad todos los días. Todos tenemos esa oportunidad todos los días. Se llama DESPERTAR. Cada día que te despiertas es una bendición y nunca debes dar esa bendición por sentada.

PUEDES ELEGIR EMPEZAR DE NUEVO.
PUEDES ELEGIR HOY, SER Y HACER MEJOR.
PUEDES ELEGIR VIVIR CON UNA HOJA LIMPIA.

Lo que significa que debes dejar IR tu PASADO y ENFOCARTE en el AHORA.

¿Qué vas a hacer AHORA mismo para crear un FUTURO mejor?

¿Qué PLANES vas a hacer AHORA, para asegurar que esta NUEVA VERSIÓN tuya sea mejor que la anterior?

¿Tu “yo” del FUTURO estará orgulloso de ti? ¿Estará tu “yo” del MAÑANA orgulloso de ti?

Si no estás trabajando hoy, tu FUTURO pagará el precio.

Deja ir QUIÉN ERAS, porque si no, nunca sabrás quién PODRÍAS SER DE VERDAD.

Cada mañana que despiertes, recuerda que tiene otra oportunidad de vivir tu MEJOR día. Otra oportunidad para esforzarte. Otra oportunidad para ser ejemplo. Otra oportunidad para APRENDER algo que te hará MEJOR. Otra oportunidad para DISFRUTAR el día, disfrutar de otras personas y disfrutar de la vida.

Tienes la bendición de tener la oportunidad de la VIDA… aprovéchala al máximo.

Crea la mejor versión de ti.
¡EMPIEZA HOY!

¿QUÉ PIENSAS DE MÍ? ¡DALE LIKE A MI FOTO!… ¡NECESITO DE TU APROBACIÓN!

Y es que amamos ser amados… Existe algo que nos llena a muchos de nosotros, los mortales cuando alguien opina bien acerca de nuestra labor o de nuestra vida. Pero hay una línea muy delgada, una línea a la que hay que prestar atención, ya que, si la cruzamos, ingresaremos a un círculo vicioso destructivo de nunca acabar…

Así es, estoy hablando de nuestro ANHELO DE APROBACIÓN.

Probablemente muchos puedan decir que esto es algo que no les afecta, pero aquí te dejo un pequeño test para ver si en realidad anhelamos la aprobación de otros para poder funcionar bien (Haz click en “READ MORE”):

Read more

LA MADRE DE TODOS LOS VICIOS

¡Ya son 50 días de cuarentena! ¿Lo pueden creer? Y la verdad, es que aún no sabemos a ciencia cierta cuantos días más estaremos confinados en casa, pero de que algo si sabemos, es que esta crisis resultará en una de dos cosas en nuestras vidas: o nos hundirá o simplemente será el trampolín que necesitábamos para alcanzar nuevas alturas; ¿y de qué depende ese resultado? De lo que hagamos hoy, ¡HOY ES IMPORTANTE!

¡HOY ES IMPORTANTE! ¡hoy es importante! ¡hOy Es ImPoRtAnTe! (no sé en que otra forma lo puedo escribir), pero lo que hagas hoy es importante; y si lo único que estás haciendo es hacer que los días pasen, solo estás invitando a tu vida a la madre de todos los vicios (problemas, conflictos e improductividad), y no hay peor manera de vivir, que una vida sin propósito… ¿qué logro significante has tenido en este último mes y medio?

Read more

Al diablo con la culpa

  • ¿Por qué rayos nos cuesta tanto aceptar que estamos mal?
  • ¿Por qué esa insana costumbre de aparentar que todo esta bien, cuando no lo está?
  • ¿Por qué simplemente no podemos ser como Job, y hablar abiertamente de nuestro dolor?

Y es que desde pequeños, hemos sido configurados a no mostrarnos como realmente somos; por el simple temor de nos ser aceptados. Se nos dijo, que nos tratarán de la manera como nos vemos; y es por eso que nos esforzamos en presentar una imagen irreal de quienes somos. Pero sabes que, es cansado mantener esa imagen, y se vuelve más doloroso cuando sabes que todo aquello que aparentas, no es real.

Read more

MIS 10 ZORRAS PEQUEÑAS – “CÓMO CASI ARRUINO MI VIDA”

Un estudio del año 1998 a cargo del Instituto Füller, dio a conocer una estadística realmente preocupante, el 90% de los pastores no llegarían a jubilarse, debido a que dejarían el ministerio por diversos factores. Y me entristece saber que yo iba rumbo a ser parte de esa estadística.

Lo que me sucedió era el resultado de muchas decisiones pobres y tontas que fui tomando a lo largo de los últimos años. Hoy en día, creo firmemente que nadie arruina su vida de la noche a la mañana, sino que, esa ruina es producto de muchos pasos destructivos que a primera instancia no vemos como malos, pero al fin y al cabo los tomamos y hasta muchas veces  justificamos.

Read more

¿Depresión? – 5 pasos a la libertad

Como alguien que ha luchado con la depresión por muchos años, entiendo perfectamente la difícil batalla por la que muchas personas están atravesando. La depresión no es algo fácil de lidiar, y usualmente la gente que nos rodea no logra comprender esta situación, causándonos más daño que bienestar; pero puedo decirte confiadamente que LA DEPRESIÓN ES SUPERABLE. Déjame contarte un poco de mi historia.

Read more

¡No te equivoques! – ¿Enviado del cielo o nacido del infierno?

No te equivoques, Jesús mismo se vio como Dios. Y nos deja dos opciones. Aceptarlo como Dios o rechazarlo como un megalomaníaco. No hay una tercera opción.

Ah, pero nosotros tratamos de crear una. Suponte que yo hiciera lo mismo. Suponte que tú me encuentras sentado a la vera del camino. Puedo ir al norte o al sur. Tú me preguntas en qué dirección voy. ¿Cuál es mi respuesta?

-Voy al surte.

Pensando que no oíste correctamente, me pides que repita la respuesta.

-Voy al surte. No puedo escoger entre el sur y el norte, por lo tanto voy en ambas direcciones. Me dirijo al surte.

-No puedes hacer eso- contestarías tú-. Tendrás que escoger.

-Está bien –admito-, me dirigiré al norur.

-¡Norur no es una opción! –insistes-. Es norte o sur. Un camino o el otro. A la derecha o a la izquierda. Cuando se trata de este camino, tú debes elegir.

Cuando se trata de Cristo, tienes que hacer lo mismo. Llámalo loco o corónalo como rey. Recházalo como un fraude o declara que es Dios. Aléjate de Él o inclínate ante Él, pero no juegues con Él. No lo llames un gran hombre, No lo enumeres con gente decente. No lo agrupes con Moisés, Elías, Buda, Joseph Smith, Mahoma o Confucio. Él no deja esa alternativa. Él es Dios o impío. Enviado del cielo o nacido del infierno. Toda esperanza o bombo publicitario. Pera nada intermedio.

 

“Mi Salvador y Mi Vecino”

(Max Lucado)

Líderes: 5 consejos para maximizar tu tiempo

Hemos escuchado hasta el cansancio la frase: “EL TIEMPO VALE MÁS QUE EL DINERO”, pero ¿en verdad entendemos que significa eso? Y es que el tiempo perdido es algo que nunca podremos recuperar, cosa que algunas personas no saben valorar, causando efectos catastróficos en el desempeño de sus respectivas vida.

Permíteme compartirte algunos tips que utilizo para sacarle administrar mejor mi tiempo y así sacarle el jugo a cada uno de mis días, lo cual hace que mi producción sea mejor. ¿Te interesa? ¡Espero que si! Algunos de los tips podrán parecer raros, pero me funcionan a la perfección, siéntete libre de tomar los que desees. ¡Ahí van!

  1. Si te piden por una reunión improvisada, mejor hazlo en la oficina de la persona en cuestión, así tendrás la oportunidad de retirarte cuando creas que la conversación ha terminado y no tendrás que esperar que salga de tu oficina.
  2. Si tienes la oportunidad de llevar tu almuerzo a la oficina, ¡hazlo! Ya que el tiempo que empleas en ir y regresar de almorzar pueden ser de 2 a 3 horas, ahora multiplícalo por los días de la semana, es bastante tiempo que podrías usar para avanzar. Almorzar en la oficina siempre es una buena opción.
  3. Limita el tiempo de las citas que ofreces, y al inicio de cada cita menciona el tiempo que tienes disponible; puede parecer extraño, pero te aseguro que esto permite que la reunión sea productiva y enfocada. También puedes apilar tus citas una tras otra para así no tener tiempo muerto  entre cada reunión.
  4. No respondas llamadas o mensajes de texto durante el día, ya que esto interrumpe tu ritmo de producción, lo mejor que puedes hacer, es asignar una hora para eso.
  5. Reducir la frecuencia de reuniones es una excelente idea, porque esto obligará a planear con anticipación y permitir que dispongas de más tiempo para invertir en reuniones más valiosas.

Nuevamente te digo, que algunos de estos hábitos pueden parecer raros y hasta extremos para algunas personas, pero déjame decirte que si tu meta es sacarle el máximo provecho a tu tiempo, entonces sé que te serán de utilidad.

Tanto Bill Gates y tú tienen la misma cantidad de horas al día, la diferencia, es que uno sabe sacarle el jugo y el otro no. La pelota está en tu cancha.

¡Bendiciones!